Follow by Email

sábado, 3 de mayo de 2014

Las compensaciones secretas a Repsol.

ECONOMÍA



Con los votos del kirchnerismo y las abstenciones del Pro y el Frente Renovador, la semana pasada la Cámara de Diputados de la Nación aprobó el controvertido acuerdo con Repsol. Mediante él, el Estado Nacional compensará, con 11.262 millones de dólares (capital más intereses), a la petrolea española, por la expropiación del 51% de las acciones de YPF realizada por Cristina Fernández de Kirchner en abril del 2012.

Repsol YPF



Córdoba, 29 de abril de 2014 (Ecos de Córdoba)

Por Javier Llorens y Lázaro Llorens.

El acuerdo, “no tiene trampas ni letra chica” aseveró, el secretario Legal y Técnico de la Presidencia Carlos Zannini, mano derecha de la presidenta, ante el congreso, en momentos en que defendía el proyecto en la cámara de diputados. Sin embargo, sus afirmaciones lejos están de reflejar la verdad, dado que hay millonarias compensaciones secretas a favor de Repsol, bajo la mesa, de las cuales ni la prensa oficialista ni la “clarinetista” habló, mucho menos la oposición.
Se trata la compra por parte de YPF de los activos de la petrolera norteamericana Apache en Vaca Muerta, por unos 850 millones de dólares, y su simultánea venta, a precios irrisorios (216 millones), de la mitad de esos activos a Pluspetrol, una empresa petrolera estrechamente ligada a Repsol. Con esta operación, iniciada exactamente en el mismo momento en que el gobierno hizo público el acuerdo con Repsol, Pluspetrol, socia de la empresa española, podrá obtener ingresos inmediatos por 7.500 millones de dólares con solo revender la áreas; ingresos que pueden trepar a… ¡495 millones de dólares! en caso de llegar a explotarlos.

Un plus para Repsol
Estas compensaciones subrepticias a favor de Repsol comenzaron a materializarse en febrero pasado, en el mismo momento en que el gobierno nacional informaba públicamente que había alcanzado un acuerdo “amigable” con la petrolera española por la estatización parcial de YPF, compensando a Repsol con 11.200 millones de dólares en bonos.
Mientras este acuerdo se hacía público y comenzaba a ser estudiado por el congreso, YPF anunció los activos compra de la petrolera Apache, la quinta productora del país, en 855 millones de dólares en efectivos, en momentos en que las reservas del Bancos Central de la República Argentina atravesaban, una sustancial merma.
Concretamente la operación fue en 800 millones de dólares en efectivo, y 525 con la asunción de en deuda bancaría de APACHE en dólares. “Con la compra, la petrolera estatal dijo que incrementará un 14% sus reservas de hidrocarburos y 15% la producción de gas y, además, podrá acceder a crudo “Medanito”, la variedad más demandada, porque es la que utilizan las refinerías locales” detalló al respecto el diario Clarín.
Hasta allí nada raro, solo que esta compra, a cambio de divisas nacionales contantes y sonantes, y que supuestamente permitiría aumentar las reservas y producción de YPF, pero no la del país, ya que se trata de áreas que están en explotación. Incluyó además, contradictoriamente, en la misma operación, la venta de la mitad de los yacimientos de Apache en la mejor área de Vaca Muerta, a la petrolera Pluspetrol, una empresa socia de Repsol en varios emprendimientos petroleros, por la suma de 216 millones de dólares.
“Estamos muy satisfechos de asociarnos a una compañía como Pluspetrol, que se destaca por su profesionalismo. Y que, además, fue la única que junto a YPF revirtió el declino de la producción durante 2013″, dijo al respecto el presidente de YPF Miguel Galuccio sobre esta esquizofrénica operación, consistente aparentemente en de vender barato lo que en el mismo momento había comprado caro, de un bien súper preciado.
En detalles, los activos vendidos a Pluspetrol, socia de Repsol, son siete yacimientos de hidrocarburos no convencionales en el polémico yacimiento de Vaca Muerta en la provincia de Neuquén. Gracias a esta compra, ahora, Pluspetrol, se convertirá en un notable un jugador de peso en el petróleo y gas no convencional, un sector donde hasta hace pocos ya tenía una importante escasa participación. “El acuerdo entre Pluspetrol e YPF prevé lograr una asociación en partes iguales sobre la distribución de las participaciones de los activos de Apache”, dijeron, por su parte, desde la empresa propiedad de las familias Poli y Rey.

Sideral negocio
En esta compre y venta e inmediata venta, ¿dónde está el negocio para Repsol? Muy simple: por esta venta YPF informó que le cedía a Pluspetrol 1.240 Km2 en Vaca Muerta, que sumados a los otros 1.986 Km2 que ya tiene la empresa en este yacimiento, la convertirá en el segundo operador superficiario después de YPF en la zona. Y la venta fue, como se dijo, por 217 millones de dólares, es decir a razón de 175 mil el Km2, cifra sustancialmente inferior a la que pagó la propia Chevrón en Vaca Muerta que osciló los 6,3 millones de dólares.
De esta manera, la diferencia entre el precio pagado por Chevron y el abonado por Pluspetrol fue de 6,1 millones por kilómetro por Km2, que extendido a toda la superficie adquirida a YPF representa una millonaria diferencia de… ¡7.568 millones de dólares! de ganancias netas. Esta sería la primera y millonaria compensación que obtendría la socia de Repsol, con solo vender las áreas concesionadas al precio pagado por Chevrón. Ganancia que podrían alcanzar hasta los ¡496 millones de dólares! si Pluspetrol decidera explotar los siete yacimientos de Vaca Muerta, donde según estimaciones, el rendimiento ronda los 400 millones de dólares por Km2.

¿Pluspetrol es Repsol?
Las estrechas relaciones entre la petrolera Pluspetrol y Repsol no son secretas. Por el contrario, son públicas y notorias. Por un lado Pluspetrol es socia de Repsol en los lotes 56 y 88 del yacimiento Ucayali, Perú. Allí ambas son socias de Hunt Oil, una petrolera íntimamente vinculada con EXXON y Chevron, dos compañías del grupo Rockefeller, directamente interesadas en el arreglo del gobierno con Repsol, para poder avanzar ellas por su parte en la explotación del yacimiento Vaca Muerta.
Pluspetrol-1
Además Pluspetrol y REPSOL están hermanados en la construcción de la red de ductos para extraer la producción de los mencionados lotes peruanos, y ambas fueron socias en Repsol–YPF Gas, tal como se puede ver en el cuadro que va al pie, extraído del portal web de Pluspetrol.
Pluspetrol-3
Por último, en su informe ante la Securities and Exchange Commission de Estados Unidos (SEC) del año 2013, YPF asegura detentar el 45 % de las acciones de Pluspetrol Energy, firma que a su vez es propietaria de las centrales térmicas de Tucumán y San Miguel de Tucumán, y de Gas Argentino S.A (GASA).
También, YPF reconoce tener como socia a Pluspetrol en la explotación de los yacimientos “Consorcio CNQ 7/A”, “Ramos”, a lo que se le añaden Palmar Largo, y Tartagal Oeste.
Pluspetrol-2
Por ende esta compañía asociada tanto a YPF como a Repsol, resulta ser un socio absolutamente confiable para YPF, como para hacer de subrepticio vaso comunicante con Repsol, para obtener transferirle a REPSOL siderales compensaciones ocultas, que podrían alcanzar hasta un monto de los 495 mil millones de dólares, equivalentes al PBI de un año de Argentina, sin que la opinión pública y el Congreso argentino se hayan percatado de ello.

No hay comentarios:

Publicar un comentario